Los Lagos de la Patagonia

lagos

En el sur, el Lago Cardiel y el Lago Argentino son más ligeros. El Lago San Martín y el Lago Viedma son los lagos más pálidos, y tienen el color característico de la gruesa arena glaciar. Como los glaciares de todo el mundo, los glaciares andinos  han pulverizado lentamente las rocas de abajo en sedimentos de grano fino.

¿Qué lagos existen en la Patagonia?

La Patagonia aparece en franjas de norte a sur de color verde, blanco y marrón, reflejando tres tipos diferentes de forma de tierra. En el oeste se encuentran las islas y penínsulas ricamente arboladas de Chile. 

En el centro, aunque más cerca de la costa oeste que de la este, están Los Andes, muchos de ellos cubiertos por glaciares. Una alta y árida llanura se extiende al este de Los Andes.

Pero interrumpiendo este simple esquema de colores hay múltiples tonos de azul. Al este y al oeste de los glaciares andinos se extienden enormes masas de agua. El Espectrorradiómetro de Imágenes de Resolución Moderada (MODIS) del satélite Terra de la NASA capturó esta imagen en color natural de los lagos de la Patagonia en el  2011.

La mayoría de los lagos glaciares se extienden hacia el este en la alta planicie. Al igual que los lagos de la meseta de Qinghai-Tibet, estos cuerpos de agua aparecen en múltiples tonos influenciados por múltiples factores, incluyendo la profundidad y el contenido de sedimentos.

El Lago Buenos Aires 

También conocido como Lago General Carrera es el más oscuro de los lagos, y su color varía desde el azul eléctrico en el oeste hasta el azul marino en el este. 

En el sur, el Lago Cardiel y el Lago Argentino son más claros. El Lago San Martín y el Lago Viedma son los lagos más pálidos, y tienen el color característico de la gruesa arena glacial. 

Cuando se acumulan en los lagos glaciales, la arena glaciar  (o de roca) da al agua un color turquesa brillante. Por ello, los glaciares patagónicos han estado moliendo las rocas para convertirlas en arena fina durante al menos unos pocos millones de años. 

Aunque la mayoría del público, piensa en las edades de hielo moviendo los glaciares a través de América del Norte, particularmente durante el Pleistoceno, los glaciares también han avanzado ocasionalmente en la Patagonia.

lagos

El Parque Nacional Los Glaciares en la Patagonia 

Recibe su nombre de los abundantes glaciares que fluyen de los flancos de la Cordillera de los Andes. Donde terminan algunos de los glaciares más notables del parque, comienza una serie de coloridos lagos glaciales.

El Espectrorradiómetro de Imágenes de Resolución Moderada (MODIS) del satélite Terra de la NASA adquirió esta imagen en color natural del Campo de Hielo Patagónico Sur en 2019. 

Abarcando miles de  kilómetros cuadrados de Chile y Argentina, el campo de hielo es la mayor extensión de hielo del hemisferio sur fuera de la Antártida. Junto con el campo de hielo del norte, el hielo de esta región se está perdiendo a un ritmo de los más altos del planeta. 

Gran parte de la pérdida ocurre a través de más de 60 grandes glaciares de salida, con canales de hielo que descienden del campo de hielo. La mayoría de estos glaciares terminan en agua, donde sus frentes pueden perder hielo al derretirse y al parir icebergs. 

Numerosos estudios se han centrado en los glaciares del lado oeste del campo de hielo sur que suministran hielo y agua de deshielo al Océano Pacífico. Pero el campo de hielo también está perdiendo mucho hielo en su lado oriental, a través de los glaciares que terminan en lagos de agua dulce.

El Lago Argentino y el Lago Viedma son los dos principales lagos de agua dulce conectados con el Parque Nacional Los Glaciares. Estos lagos, así como el cercano Lago San Martín, están llenos de sedimentos finos de los glaciares, también conocidos como arena glacial, que parecen de color turquesa lechoso cuando se ven desde el espacio.

Es importante hacer notar que, el Lago Viedma es mucho más gris que el Lago Argentino y el Lago San Martín. Eso se debe a que el Lago Viedma recibe agua rica en sedimentos directamente del glaciar Viedma, el segundo más grande de la Patagonia. 

El agua de deshielo que se derrama cerca del glaciar Upsala es igualmente gris, pero el color cambia a medida que el agua fluye a través del fiordo, definido como el valle formado por glaciares que se hundió en el mar quedando en forma de golfo estrecho y profundo. La mayoría de las partículas de sedimento se asientan en el fondo antes de llegar al cuerpo principal del Lago Argentina, que parece más azul.

En los últimos años, los científicos han identificado formas en las que estos glaciares de agua dulce difieren de los que terminan en agua de mar. Es importante determinar esas diferencias para comprender los diversos mecanismos responsables del derretimiento y la formación de los glaciares.

Categorías:

Sin respuestas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Sobre nosotros - Política de cookies - Política de privacidad | 2020 - Viento sur. Todos los derechos reservados